Permiso de lactancia

El permiso de lactancia es cuando la empresa hace una concesión especial con un trabajador para que pueda cuidar a su hijo lactante durante los primeros meses de vida. Hay algunas reglas que se deben tener en cuenta. 

Todos los aspectos que debes tener en cuenta para solicitar el permiso de lactancia 

Características del permiso de lactancia 

El permiso de lactancia es un documento legal concedido por el empleador, en el cual se le otorga a la madre trabajadora o al padre el hecho de ausentarse de su puesto de trabajo por un tiempo determinado para cuidar a su bebé lactante. A este permiso de lactancia también se le llama cuidado del hijo lactante. Este cuidado lo pagará la empresa y puede durar hasta que el hijo tenga nueve meses de edad. 

Por lo general, la empresa suele conceder una hora para que el trabajador se pueda ausentar de su puesto de trabajo con el fin de cuidar a su hijo lactante. Es un permiso retribuido, por lo que el empleado sigue cobrando la misma cantidad de dinero, independientemente de su hora de ausencia. Lo único que puede reducir la empresa son bonos de productividad extra. Sin embargo, el sueldo base deberá permanecer igual durante el permiso de lactancia. 

Requisitos del permiso de lactancia 

Hay tres formas diferentes de llevar a cabo y disfrutar un permiso de lactancia. En primer lugar tenemos el derecho a que el trabajador se ausente por una hora al día, pudiendo dividir esta en dos fracciones. De esta manera, el empleado puede ir a cuidar a su hijo a una guardería que esté cercana a la oficina, por ejemplo. Otra forma sería reducir la jornada media hora al principio o al final. De esta forma, el trabajador puede entrar un poco más tarde que los demás durante un tiempo determinado.

En tercer lugar, está el hecho de poder acumular estas horas para que se transformen en jornadas completas, en lugar de disfrutar una hora por día. El empleado puede acumular una hora entre la fecha en la cual se pide el permiso y el momento en el que el hijo cumple nueve meses. Se calcula cuántas jornadas de trabajo puede tener, aunque usualmente son 15 días. Sin embargo, todo dependerá del tipo empresa donde se encuentre. 

Otros elementos a considerar acerca del permiso de lactancia 

Existen empresas donde el permiso de lactancia puede llegar a ser hasta que el bebé cumpla el primer año de edad. Sin embargo, en este caso, el período entre los 9 y 12 meses del niño sí podrá tener una reducción del salario. Para que el trabajador tenga derecho al permiso de lactancia simplemente deberá avisar a la empresa para solicitar el permiso. Esto es algo que no se puede negar. 

Algo a destacar es que no se puede ceder el derecho de un permiso de lactancia a otra persona, sin importar la causa. De igual manera, si existe un parto o adopción múltiple, la cantidad de horas será proporcional al número de hijos. (Si son tres hijos, entonces el permiso son tres horas al día). Si se quiere usar la acumulación de horas en este caso, hay que revisar las leyes nacionales para poder saber si es posible en ese país. 

Cómo solicitar el permiso de lactancia a la empresa Simplemente hay que solicitar por escrito con mínimo 15 días de antelación. Se debe especificar en el documento, si el permiso de lactancia será por jornada reducida o por acumulación de horas. La empresa no puede impedir este derecho a ningún trabajador, ni tampoco la manera de disfrutarlo. Tampoco puede evitar darle un permiso a uno de los padres, aunque otros trabajadores también estén en reducciones de jornada. Si hay algún despido por esta causa, será considerado nulo y el trabajador puede demandar a la empresa.